martes, 11 de noviembre de 2014

12 estrellas de cine que también pintan


De Benedict Cumberbatch a Johnny Depp, pasando por Jim Carrey y James Franco: te ofrecemos un museo de actores que embadurnan lienzos en su tiempo libre.

Dada su próxima boda, la legión de cumberbitches que se desmelena cada vez que guiña el ojo y esa carrera siempre en alza, por no hablar de lo majo que suele mostrarse siempre ante la prensa, cualquiera diría que Benedict Cumberbatch lleva bien eso de ser una estrella de cine. Nada más lejos de la realidad: el hombre de Sherlock, al que muchos dan como inminente candidato para los Oscar 2015 gracias a The Imitation Game, no parece muy contento con dicha condición, y por ello busca solaz en el carboncillo. “Dibujar me permite alejarme de ese sinsentido que es la fama”, reconoció Benedict el fin de semana en una entrevista con la BBC (vía The Guardian), y si los autorretratos firmados por el actor nos permiten entresacar algo de su estado anímico, parece que este hombre está para hacérselo mirar. A qué, si no, esa manía por esbozarse a sí mismo con un aspecto depauperado y unas ojeras que nos recuerdan a ciertas obras de Egon Schiele. Salvando las distancias y contando con el factor sexy, eso sí.
En CINEMANÍA ya nos hemos fijado otras veces en las figuras del cine quealternan los platós con las artes plásticas. Pero nunca nos habíamos decidido a ir al lío y  abordar el campo en el que muchas estrellas prefieren ocupar su tiempo libre: la pintura. Animados por las declaraciones de Cumberbatch, hemos decidido remediarlo y componer un particular museo con las obras que algunos de nuestros actores y actrices favoritos (y otros no tan favoritos, a qué negarlo) pergeñan cuando les da por embadurnar lienzos. Según podréis comprobar, algunas de estas piezas revelan que el susodicho o la susodicha sabe lo que hace, aunque en la mayoría de los casos la voluntad supera al talento. Otras… pues dejémoslo en que dan ganas de maldecir el día en el que el autor pensó que servía para algo más que para actuar.

Johnny Depp

depp
Es el actor fetiche de Tim Burton. Es el capitán Jack Sparrow de Piratas del Caribe. Y también es un pintor de estimable talento, muy influido por el expresionismo abstracto y conocido sobre todo por sus habilidades como retratista: en la obra pictórica de Johnny Depp hay espacio para las efigies de sus ídolos (el actor y dramaturgo Antonin Artaud, por ejemplo) y de amiguetes como Keith Richards, Julian Schnabel, Marlon Brando o, cómo no, su director de cabecera, protagonista (aunque no se note mucho) del cuadro que podéis ver arriba.

Pierce Brosnan

brosnan
Mucho antes de ser James Bond, incluso antes de que Remington Steele llamara a su puerta, el irlandés no iba para actor, sino para virtuoso del pincel. A finales de los 60 Brosnan se formó como ilustrador en la prestigiosa escuela de arte Saint Martin’s de Londres, pero después de sacarse el título abandonó la cosa gráfica para unirse a un circo ambulante (bueno, y también para estudiar Arte Dramático). En 1987, cuando a su mujer Cassandra Harris le fue diagnosticado el cáncer que habría de acabar con su vida, Pierce volvió a enfrentarse al lienzo. Según explica él mismo, su obra pictórica rinde tributo a Matisse Kandinski, sus pintores favoritos. Y, por si fuera necesaria la precisión, aclaramos que el cuadro que veis a la derecha en la imagen es un autorretrato.
Gracias a Marc por el enlace. :)


No hay comentarios: