miércoles, 21 de enero de 2015

Herr Seele (‘Cowboy Henk’): “El absurdo es necesario para sobrevivir en este mundo”



Alto, elegante, culto y con maneras de genio. Herr Seele (Bélgica, 1959) fue una de las estrellas del pasado Salón del Cómic de Zaragoza. Traía bajo el brazo ‘Cowboy Henk‘, un tebeo de referencia en Flandes, por fin editado en España a todo trapo por Autsaider Cómics. Su obra pictórica fue además objeto de una cuidadaexposición en la Galería Carolina Rojo, lo que da idea de que este autor transita caminos en los que arte y cómic se cruzan.
Desde 1981, junto al guionista Kamagurka, Herr Seele ha dado vida a Cowboy Henk, un personaje que trata de ser una respuesta revolucionaria y absurda a la rectitud y racionalidad de Tintín. Icono popular en su tierra, con variopinta trayectoria editorial en otros países, en 2014 ‘Cowboy Henk’ recibió el Premio del Patrimonio en el Festival de Angoulême y entró de manera oficial en el Olimpo del tebeo. Sin embargo, a través de esta entrevista que nos brindó en la presentación de su exposición en Zaragoza, queda claro que Herr Seele no está muy en sintonía con las tendencias actuales del cómic.
¿Cómo se siente en la tierra de su admirado Buñuel?
Es un gran honor. Luis Buñuel es una de nuestras mayores influencias. En la actualidad sus películas ya no se ponen en televisión, así que estoy buscando un dvd que contenga toda su filmografía. La semana pasada me vi ‘El Bruto’, de su periodo mexicano, que es una gran obra maestra. Amo por encima de todas tres de sus películas: ‘El fantasma de la libertad’, ‘Ese oscuro objeto de deseo’ y… No recuerdo ahora el nombre, pero son las tres últimas películas que rodó [se refiere a 'El discreto encanto de la burguesía'], lo que demuestra que al final de su vida hizo un gran esfuerzo creativo. A principios de siglo había rodado ‘Un perro andaluz’, ‘Las Hurdes, tierra sin pan’, y de ahí se fue a México y luego tuvo un fantástico periodo francés con Jean Claude Carrière. Nos encantaría hacer un cómic con Carrière, porque nos sentimos muy cercanos al surrealismo. Así que estoy muy contento de estar en Aragón, la tierra de nacimiento de un genio como Buñuel. También Dalí yPicasso son dos grandes influencias para mí. Mi madre también era artista, y cuando yo tenía 10 años dejó nuestra casa para viajar a España y ver el Museo Picasso en Cataluña. Creo que Picasso es una gran influencia para los cómics.
¿Cuál cree que es la razón por la que ‘Cowboy Henk’ ha sido un cómic de éxito durante tantos años?
No siempre ha sido un éxito. Nuestro primer libro vendió 20.000 copias…
Bueno, vender eso ahora en España sería un bombazo…
Lo sé. Estamos además muy contentos con la edición de Autsaider, es fantástica y supone el más bello libro que nos han editado jamás. En la actualidad, en Flandes vendemos entre 5.000 y 8.000 copias de cada libro que publicamos. No es mucho comparado con los grandes éxitos del cómic francobelga, pero nos gusta mantenernos en el ‘underground’. No queremos ser ‘overground’ ni ‘mainstream’, estamos donde queremos estar. Siempre hemos sido un poco revolucionarios. ‘Cowboy Henk’ se ha publicado en la revista Hara Kiri, una gran escuela de dibujantes franceses, y en la revista Raw de Art Spiegelman y Françoise Mouly. También en otros magazines como el francés Fluide Glacial, y en Alemania, que es un mercado muy difícil…


No hay comentarios: